6 consejos de Alquilovers para ahorrar en la calefacción este invierno

in PORTADA by

6 consejos de Alquilovers para ahorrar en la calefacción este invierno

Con el invierno llega irremediablemente el frío y lo que más nos apetece es estar en nuestras cálidas casas, pero mantener la temperatura ideal nos puede salir muy caro, sobre todo si no tenemos cuidado con algunos detalles que son esenciales.

Un estudio del Instituto para la Diversificación Y Ahorro de Energía (IDAE) confirma que el principal gasto energético en una vivienda es la calefacción, que suele representar la mitad de todo el consumo. ¿Cómo podemos reducir este consumo?

Desde la plataforma inmobiliaria Alquilovers son conscientes del gasto energético en nuestros hogares, para ello nos presentan una serie de consejos que nos ayudarán a utilizar la calefacción de forma eficiente durante el invierno.

Además, estas recomendaciones de Alquilovers nos pueden ayudar a ser más responsables con el medio ambiente, ahorrando energía y bajando el coste que pagamos por el servicio de gas/electricidad.

  1. Mantener una temperatura constante. Subir mucho la temperatura al llegar a nuestras casas no es una buena opción, ya que las subidas de temperatura fuertes producen un gasto mayor. Lo recomendable es mantener una temperatura constante (entre 18 y 21 grados) en la vivienda. Los termostatos programables te pueden ayudar a mantener una temperatura estable ahorrando así entre un 8 y un 13%.
  2. Determinar las áreas de la casa. Es importante conocer qué espacios de la casa necesitan calefacción y cuales no. Por ejemplo, en la cocina no es necesario utilizar calefacción ya que los electrodomésticos transmiten calor, o en las habitaciones que no están habitadas.
  3. Aislamiento de las ventanas y paredes. Normalmente las fugas de calor de los hogares provienen de las paredes, ventanas y techos. Poner aislamiento al interior de toda la casa significaría una reducción de hasta el 15% de nuestro consumo en calefacción. En el caso de las ventanas se pueden utilizar las de doble acristalamiento que suelen perder mucho menos calor que una ventana normal.
  4. Ventilación de quince minutos. Como hemos comentado en el punto anterior, es importante que el calor acumulado de nuestras viviendas no se escape por las ventanas. Para la ventilación del hogar en invierno es suficiente con abrir las ventanas quince minutos para renovar el aire acumulado y evitar el ambiente cargado. El mejor momento para realizarlo es en torno al mediodía, ya que son las horas en la que la temperatura está más alta.
  5. No cubrir los radiadores. Es un hábito muy común en invierno, los días en los que llueve o hace mucho frío en los que la ropa no se seca en el exterior, se tiene l costumbre de cubrir los radiadores o estufas con ropa para un secado más rápido. Pero este hábito repercute en nuestro gasto en la factura del gas, si se coloca la ropa húmeda encima de los radiadores se dificultará una buena temperatura en las áreas de la casa.
  6. Cambiar la caldera por una más eficiente. Si la caldera tiene muchos años o ésta produce un gasto muy elevado, es la hora de cambiarla por otra de bajo consumo. Puede causar una gran inversión en el momento, pero a largo plazo se amortizará el gasto.

Si quieres un post patrocinado en mis webs, un publireportaje, un banner o cualquier otra presencia publcitaria, puedes escribirme con tu propuesta a johnnyzuri@hotmail.com

Deja un comentario