dientes que se mueven: ¿que hago?

in BLOG/PREVENCION/VARIOS by

dientes que se mueven: ¿que hago? – Signos que indican la desaparición del diente

Muchas personas no se dan cuenta que los dientes tienen nervios y vasos sanguíneos como el resto de nuestro cuerpo. ¿Cuando podemos entender que un diente ha muerto?

Un diente muerto es un diente que no accede a nutrientes ni al flujo de sangre.  Nuestros dientes están conformados por tres capas: el esmalte dental, la dentina y el nervio (o pulpa). Un diente sano tiene células y tejido vivo. Este tejido juega un considerable papel en el avance del diente. Un diente está muerto cuando no accede a nutrientes ni fluido de sangre. Como todos los vasos sanguíneos y fibras nerviosas están localizadas en la pulpa, si está muere, el diente muerte también.

Signos y síntomas de un diente muerto

Puede resultar muy difícil detectar solo con mirarlo. Puede incluso que no se genere ningún síntoma. Pero lo normal es que el diente se vuelva oscuro. Otro síntoma tiende a ser una hinchazón inexplicable o la aparición de pus. El mal aliento también es un síntoma que sugiere que algo no va bien en la boca. Todas las decadencias de la cavidad oral causan la descomposición y la halitosis.

Síntomas de periodontitis

  • Mal aliento (halitosis)
  • Encías que muestran un color rojo brillante o rojo purpúreo
  • Encías que tienen aspecto brillante
  • Encías que sangran
  • Encías sensibles al tacto, pero por lo demás no duelen
  • Dientes flojos
  • Encías inflamadas
  • Espacios entre los dientes y las encías
  • Dientes fuera de lugar
  • Depósitos amarillos, verde-marrón o blancos y duros en los dientes
  • Sensibilidad dental

Limpieza dental completa.

Esta puede involucrar la utilización de distintos instrumentos para aflojar y eliminar la placa y el sarro. Siempre se requiere la utilización del cepillado y del hilo dental. La gente con periodontitis tiene que hacerse una limpieza dental profesional cada 3 meses. La cirugía puede ser necesaria para abrir y limpiar las bolsas profundas en sus encías, dar sustento a los dientes flojos, extraer uno o numerosos dientes, de forma tal que el inconveniente no empeore y se propague a los dientes adyacentes. El mejor método de prevención de la periodontitis es una aceptable higiene oral. Hilo dental y cepillado y una limpieza dental profesional con regularidad.

Lo realmente alarmante es un movimiento excepcional, exagerado. Seguramente al ver que se te desplaza un diente te vino a la cabeza el recuerdo de cuando eras pequeño y los dientes de leche bailaban en las encías. Aquella sensación era incómoda. Siendo adulto la situación cambia, debido a que los dientes definitivos no vuelven a salir. Se mueven los dientes por periodontitis o piorrea. Es la primordial causa de movimiento anormal de las piezas dentales. A veces también por un traumatismo o golpe en un diente.

El bruxismo

Entre las funcionalidades propias de los dientes no está ni la de tijera, ni la de sacacorchos. Podemos producir daños irreparables en la dentadura. Uno de estos pésimos hábitos es el bruxismo. Hablamos de la práctica de apretar las mandíbulas todo el tiempo con fuerza. La presión puede crear desgastes en las piezas dentales El bruxismo tiene una raíz psicológica relacionada con la tolerancia al estrés. Es una manía que hay que quitarse.

Los dientes se mueven posiblemente por causa de una patología que se produce en las encías y en los tejidos que cubren a los dientes. Se denomina patología periodontal. Se produce gracias a la formación de sarro en las raíces de los dientes. Este sarro tiene muchas bacterias que se alimentan de la placa bacteriana. Provocan unos productos de desecho tóxicos para el hueso. El hueso se va perdiendo cada vez más. Cuando ya se ha perdido mucho los dientes se “aflojan” y se mueven.

¿Se te mueven los dientes? ¿Sabes por qué y cómo puede solucionarse? En este programa de Radio Valencia con el Dr. Diego Peydro nos enseñan por qué se nos mueven los dientes, y cuáles son las causas y sus tratamientos.

Infusión de corteza de encina

Calme e incluso sana dolencias como la gingivitis, la faringitis o la amigdalitis. Hay que tener la precaución de no tragar el líquido. Por vía oral, los mismos taninos de la encina sirven para tratar diarreas, así como inflamaciones del intestino. Pero hay que ser prudentes con la utilización de la corteza de Encina. Pese a las características medicinales de los taninos, que están en la mayoría de los casos en la corteza de la encina, su concentración es tan elevada como para ser necesaria precaución en las dosis empleadas.

La prevención

  • En cuanto haya sangrado, asistir al odontólogo para el diagnóstico.
  • Hacer una precisa higiene usando antisépticos bucales.
  • Los controles periódicos son esenciales. La lesión extraña vez duele, y cuando se infecta es porque ya está en una época muy avanzada.
  • Cuando detectamos separación, alargamiento o que los dientes vayan para adelante, al odontólogo echando chispas.

Deja un comentario