LLega el momento de poner a punto la calefacción

in SEGURIDAD EN CASA
78 / 100

El frío y las lluvias han llegado… Es tiempo de poner a punto la calefacción y  saber mantener la temperatura en casa.

La llegada del frío coincide en nuestro país con el Puente de Todos los Santos. Es hora de encender la calefacción y sacar la manta, acurrucarse en el sofá mientras miras la lluvia, lees un libro o miras tu serie favorita.

Calefacción y Aislamiento

En invierno, el objetivo es mantener el calor dentro de la casa, teniendo siempre la temperatura de las habitaciones dentro de un rango confortable. No debe ser demasiado alto porque las personas de la casa pueden experimentar molestias, como sequedad respiratoria, ni debe ser demasiado bajo porque el frío o las sensaciones de frío pueden provocar, además de malestar, muchas otras dolencias.

LLega el momento de poner a punto la calefacción
LLega el momento de poner a punto la calefacción

También hay que tener en cuenta que cada sistema de calefacción mide la temperatura de manera diferente, por lo que el termostato deberá ajustarse gradualmente en cada casa, hasta encontrar un punto de confort.

La dirección de la casa afecta en gran medida la sensación de comodidad. Una casa con habitaciones orientadas al norte y otras orientadas al sur, si no tiene un sistema de calefacción que pueda funcionar de forma independiente en cada habitación, notará una diferencia de temperatura entre las habitaciones. En la dirección Norte-Sur son diferentes. Si el termostato está en el sector norte, las habitaciones del sur se sentirán más calientes; si está en el sur, hará más frío en el norte.

Lo primero que debe considerar para evitar fugas de calor en su hogar es si hay suficiente aislamiento en ventanas, persianas, puertas exteriores y puntos de contacto externos. Estos son los puntos más importantes que más deben ser monitoreados, revisándolos todos antes de que llegue el frío invierno y periódicamente durante todo el invierno. 

Especialmente hay que revisar el área de fuga de calor en las rejillas.

Para solucionar algún problema en una caja de persianas, se puede usar silicona o masilla para vidrio y sellar las fugas. En los bordes de la ventana con las paredes, puede ocurrir el mismo problema, es la misma solución la aplicable. En cualquier ferretería, el gerente podrá recomendar la solución adecuada y debe tener en cuenta que si la superficie a reparar es lo suficientemente larga, es conveniente utilizar una pistola en lugar de un solo tubo.

La pérdida de calor en la puerta se produce principalmente desde abajo, a través del hueco entre el suelo y el principio de la puerta, por donde siempre sale algo de aire caliente. Si hay muchas aberturas, la fuga puede ser demasiado grande y no tendrá más remedio que instalar un protector resistente a la intemperie.

Las hay muy sencillas, pegadas al fondo de la puerta, y otras un poco más complicadas, atornilladas y asegurando así que estén siempre colocadas correctamente.

Dejando a un lado las fugas de calor, no olvide modificar el sistema de calefacción de su hogar. Cuando se trata de un circuito de agua, siempre debemos filtrar el aire que pueda haber dentro de los radiadores, lo que hace que la instalación sea menos eficiente y por tanto nos cuesta más calentar menos.

La limpieza de los radiadores suele ser muy sencilla y solo requiere un destornillador y un balde pequeño para recoger el agua que se pueda perder.

Otro punto a tener en cuenta para un sistema de calentador de agua es la presión del agua del circuito. Debe estar siempre dentro del rango de presión especificado por el fabricante de la caldera en cada caso, de lo contrario su funcionamiento resultará ineficaz. Habitualmente, después del verano, pueden producirse pérdidas de agua en el circuito por evaporación, que se compensa añadiendo más agua al sistema.

Al comienzo de la temporada de calefacción, las tuberías pueden obstruirse un poco, así que asegúrese de que todos los radiadores estén calientes cuando el sistema esté encendido. Si algunos se enfrían y es porque están enchufados, puede intentar descargar nuevamente, abrir y cerrar el grifo varias veces, tocar ligeramente o incluso agregar y quitar agua del sistema para quitar el tapón.

En zonas secas es interesante conseguir comodidad colocando recipientes de agua junto al radiador, para que se evapore poco a poco y así humedecer un poco el aire. Esto ayuda a evitar la sequedad de las vías respiratorias y proporciona una sensación más cómoda. Poco a poco, el frío se va asentando y es hora de que sepamos si los radiadores están funcionando como se quiere.

Hay que ser proactivo para que cuando la temperatura baje más, el toro no nos pille con un radiador inactivo. Ya no recuerdo la primera vez que tuve que encender la calefacción y me ocupó más de dos horas por mi falta de previsión. Durante dos horas soltaron agua los radiadores.

Este trabajo no es más que eliminar el aire que se ha acumulado en el interior durante meses sin ser utilizado. 

Si quieres un post patrocinado en mis webs, un publireportaje, un banner o cualquier otra presencia publcitaria, puedes escribirme con tu propuesta a johnnyzuri@hotmail.com

Deja una respuesta